Bioneuroemoción: desconocimiento en Ayto. Santa Pola

El pasado 5 de julio uno de nuestros seguidores en twitter puso una fotografía que nos hizo recordar el evento celebrado en Jumilla hace unos meses. En este caso tuvimos alguna esperanza en poder aportar algo de racionalidad a otro ayuntamiento, el de Santa Pola, y que el evento se cancelase, pero la corporación hizo oidos sordos y este acto pseudocientífico de la “bioneuroemoción” (abreviado “BNE”) inventada por Enric Corbera se celebró finalmente en la ciudad alicantina.

qmph-blog-bne-stapola-cartel1Y es que el poster del evento ya nos indicaba que algo debía ocurrir en Santa Pola para que su ayuntamiento organizase algo así. Otra pista nos la dió la airada reacción en Twitter (1)(2) de una empleada municipal, que curiosamente también forma parte del grupo organizador. Al investigar un poco detectamos que no era la primera vez que la bioneuroemoción era apoyada desde instancias municipales. El 29 de enero el Ayto. Santa Pola cedió la biblioteca municipal para una charla, y el 13 de marzo se celebró una charla en la Casa de Cultura, con pleno soporte de la Concejalía de Juventud y Sanidad.

Decidimos implicarnos 100%  en informar (como también intentó RedUNE Prevención Sectaria) al ayuntamiento y tratar de evitar el acto ignorante que iban a cometer, en detrimento de los ciudadanos de Santa Pola y los visitantes que el 23 de julio pudieran acercarse a este evento.

El evento Siente-T

Pero, ¿qué es “Siente-T”? En sus propias palabras, es “un un equipo de organización de charlas, conferencias y eventos sobre Bioneuroemoción”. Para no extendernos hablaremos de los principales actores de este evento analizando lo transcurrido gracias a los vídeos publicados del mismo por su organización (en los que echamos de menos imágenes de la cantidad de público asistente y ciertos fragmentos eliminados en los vídeos de Diego J. Campoy y Natxo Requena)

– La inspiradora del evento, al parecer, fue Maribel Sempere y “su sueño”, en conversación con Natxo Requena. Esta persona se presentó a las elecciones municipales de 2011 como nº19 en las listas del Partido Popular y actualmente es trabajadora del “Racó Jove”, dependiente de la Concejalía de Juventud. Además es “fan” de la bioneuroemoción y las pseudoterapias.

qmph-blog-bne-stapola-concejal

Anuncio del evento, con Natxo requena (izqda.) y Francisco Martín (centro) Fuente: Gabinete prensa Ayto. Santa Pola

– El Concejal de Gran Alacant, Sanidad, Juventud, Deportes, Medio Ambiente de Santa Pola, D. Francisco Javier Martín Molina, ha dado su apoyo explícito tanto a este evento como a los dos anteriores de Natxo Requena, justificando incluso la celebración de “Siente-T” por el éxito de público de los dos anteriores. Como concejal de esas áreas es 100% responsable de la celebración del evento, así como la cesión de espacios (como la biblioteca municipal o el Palmera) y medios públicos a esta pseudociencia. Por la opacidad del “gabinete de prensa” del Ayto. de Santa Pola no nos es posible concretar (aunque lo conseguiremos) más datos. Eso si, nos consta que han recibido nuestra información.

Los vídeos de Siente-T

Comenzamos con el evento en si. La presentación corrió a cargo de Sandra Selva Sáez, “experta” en acupuntura, masaje energético y qi gong por la Escuela Neijing. Y trata a personas con síndrome de Asperger… sin comentarios. qmph-blog-bne-stapola-sinergiaDe un tiempo a esta parte ya no hace esperar a sus clientes a las afueras de Santa Pola, sino en el local de “Sinergia, Espacio de Salud Integral“. Este espacio ha organizado entre otros, el evento de BNE en la Casa de Cultura de Santa Pola de Marzo’14. En este local ejerce junto a Mariola Rodríguez, experta en “vacumterapia”, vende “agua micelar” en su apartado de “estética integral”, y es fan también de la BNE. Colabora una nutricionista, un podólogo, una médico estética (Dra. Lourdes García), una homeópata (Nataliya Kokoza), fan de Suzanne Powell, y un coach: Natxo Requena.

Pues bien, después de un pase de diapositivas introductorio de 4 minutos (con imágenes de Corbera, deporte y frases estilo “horóscopo”, y el toque subliminal de la canción “Caminar” de Dani Martín de fondo) qmph-blog-bne-stapola-sandra-selvaSandra Selva entonces nos introduce a los “ponentes”, que “nos van a llevar a descubrir y tomar consciencia de para qué ciertas situaciones se presentan en nuestra vida, para qué nuestro cuerpo enferma“. Afirmaciones, sin duda, extraordinarias.

Entonces Dña. Selva deja caer algo habitual: que los asistentes no están ahí por una razón casual (que es la razón “aparente”), sino por una causal. “Y es nuestra esperanza que cada uno de vosotros se lleve eso que de forma inconsciente ha venido a buscar”. Hasta el momento la ciencia brilla por su ausencia.

– La primera “ponencia” (“¿Para qué el Cuerpo Enferma?”) correspondió a Rocio Lapuente Aragó, delegada oficial en Alicante del “Instituto Español de Bioneuroemoción” (el centro que inventó Corbera para sacarse el título en su propia invención) La Sra.  Lapuente, profesora en la Universidad de Alicante, finalmente ha abandonado la docencia por voluntad propia (en el vídeo que la BNE le ganó el corazón) Y es desde hace tiempo fan de las pseudociencias, por lo que terminó siendo practicante y formadora de BNE.

Una ponente exdocente

Explicó las “bases” de la BNE: lo define como un método de investigación las causas ocultas de un síntoma físico, complicación o dificultad en nuestra vida. Afirma que “permite optimizar cualquier tipo de tratamiento” al que el cliente que va a su consulta se esté sometiendo. Curioso cuando afirman que solo con BNE y sin ver al paciente curan diabetes. Remarca algo importante: el cliente tiene que ir por propia voluntad. Cierto, es importante si queremos que haya efecto placebo. Si algo cura, lo hace a creyentes y no creyentes; el placebo tan solo alivia momentaneamente síntomas, pero no cura. Y otro remarque: dice que “la BNE no es una terapia”. Todo esto, como definición de la BNE, realmente no dice nada.

qmph-blog-bne-stapola-lapuente2

Rocío Lapuente y su peculiar “ciencia”

En este momento comenta algo que llevan un tiempo diciendo (al estilo de Odile Fernández, como precaución) en sus vídeos y charlas los BNEmantes: que no sustituye a terapias médicas. Eso si, ahí incluye a las terapias pseudocientíficas. Y da lo mismo: después afirmará que la BNE cura. Continua con palabras científicas, definiciones, jerga psicológica, como “cambio de paradigma”. Cuenta una Historia de la Medicina alejada de la realidad, y pone de forma falaz el ejemplo de “El médico” y las autopsias. Y descarta deliberadamente las causas exógenas de la enfermedad (como p.ej. la del Ébola)

Llega un momento delicado: en esa peculiar “historia de la medicina” aparece R. G. Hamer y sus “5 leyes”. Por supuesto, la historia de Hamer es alterada para que parezca que su curación se produjo por sus propias enseñanzas, cuando sabemos que no fue así. Y por supuesto obvia las múltiples detenciones de Hamer. La Sra. Lapuente afirma entonces algo sin base alguna (aunque no se pueda detener a explicarlo): que hay una relación entre una enfermedad o conflicto y enfermedades como cáncer. De ahí salta, sin más, a decir que según qué zona del cuerpo esté dañada se refiere a una emoción concreta.

Entonces enreda al público con tipos de comunicación relacionados con creencias (enunciados por el psiquiatra teórico de la comunicación Paul Watzlawick), con ánimo de justificar y dar soporte a su “nuevo paradigma”. Debería saber Lapuente que la ciencia no se hace con excusas. Cuenta que Enric Corbera, hace unos 20 años, no terminó su carrera (Ing. Químico Indust.), deja todo cuando conoce el “curso de milagros”, una “psicoterapia espiritual” de la New Age escrito por Helen Schucman por “revelación divina” entre 1965 y  1972 e incluido en el Diccionario enciclopédico de las sectas de Manuel Guerra.

qmph-blog-bne-stapola-lapuente

Mapa de expansión de la pseudociencia BNE en zona Alicante

Dado que a Corbera le pareció bien (sin sustento científico, claro) que las enfermedades se originan en la mente decidió que… ¿qué mejor forma de sanar que con programación neurolingüistica e hipnosos ericksoniana? Y la “visión” de los “códigos de la enfermedad” le llega por inspiración de un discípulo de R.G. Hamer. Estupendo: seguimos sin ciencia. Como referencia en Francia cita a Claude Sabbahconocido en Francia, no por descubrir nada útil, sino por su práctica de tendencia sectaria, la “Biologie totale”(BTEV), cosa que no menciona Lapuente. “Casualmente” la creó en 1995, y en 1996 fue sancionado por su colegio médico con tres años de suspensión. También referido por la “Mission interministérielle de vigilance et de lutte contre les dérives sectaires” (MIVILUDES) es Marc Fréchet, inventor de los “Ciclos Biológicos Celulares Memorizados”, otra excusa disparatada para apoyar la BNE. También inventó el “proyecto sentido”, todo ello sin níngun aval científico. Françoise Dolto fue una psicoanalista francesa, que estudió temas como el “complejo de Edipo”. Recordamos que el psicoanálisis no es una ciencia. Anne Ancelin Schützenberger, por su parte, es la creadora de la disparatada psicogenealogía y el “transgeneracional”. Y así podemos seguir “ad infinitum”.

Estas citas, lógicamente, son falacias argumentales de autoridad para su discurso, ya que son acientíficas, como introducción a ese momento mágico en el que Corbera inventa su Biodescodificación. Que por su trascendencia localizando conflictos ocultos en el plano metafísico (o algo así) convirtió en BNE, durante un congreso en Cuba. Si, donde dice la BNE que curó la diabetes a mil niños tratando a sus padres.

Entra entonces la Sra. Lapuente a tergiversar la intención de la declaración de Alma-Ata (Conferencia Internacional sobre Atención Primaria de Salud , Alma-Ata, URSS, 1978), que por cierto no atiende la BNE al no dar solución a las enfermedades. dando un enfoque “holístico” que no expresa dicha declaración. Tampoco habla de holismo la Carta de Ottawa (1986), como pretende Lapuente, sino de salud pública colectiva y objetivos que lograr para el año 2000. Dejamos al lector el ejercicio de ver en qué cosas contraviene la BNE esta carta. Vergonzoso lo que hace Rocío Lapuente con estas declaraciones.

qmph-blog-bne-stapola-lapuente3

No cuela como ciencia sra. Lapuente, no.

Según esta persona, las bases científicas de la BNE son la psicología de Freud y Jung (muy discutida y en la zona pseudocientífica), la hipnosis ericksoniana (pseudociencia), la PNL (pseudociencia), el análisis del “proyecto sentido” (como veíamos, pseudociencia) y el estudio del “transgeneracional” (pseudociencia también) Como parece que no es bastante pseudociencia, Lapuente cita varios libros… de Enric Corbera (claro) para dar más “soporte científico”. Reafirma que se asientan en las teorías de Hamer para entender la enfermedad.

Con la física cuántica hemos topado…

Y entonces… dice que se basan en ¡¡¡”teorías demostradas científicamente”!!! Deseosos, vamos a ver cuáles. Sorprendentemente, son teorías de física cuántica: el principio holográfico, que resulta no ser una teoría, sino una conjetura sobre algunas teorías cuánticas, postulada por Gerard ‘t Hooft, en 1993… y que no se ha comprobado ni tiene aplicación en las fábulas de la BNE, donde lo intentan usar para justificar información supuestamente “almacenada”. Por su parte, el entrelazamiento cuántico es una propiedad predicha en 1935 por Einstein, Podolsky y Rosen, demostrada con experimentos, según la cual “Un conjunto de partículas entrelazadas no pueden definirse como partículas individuales con estados definidos, sino sólo como un sistema con una función de onda única para todo el sistema“. La BNE extrapola y tergiversa en una interesada interpretación esta propiedad, tratando de explicar una supuesta “consciencia única”. Lamentable infamia su uso de la ciencia.

Otro “argumento” que blande es la “epigenética conductual”. Como hace tiempo comenté en un debate, la epigenética es algo que está naciendo y no tiene aplicación práctica al carecer de todo un cuerpo científico. Lógicamente no existe la “epigenética conductual” más allá de aquellos que la nombran a pesar de su vacuidad. Y si algún día tiene un uso que mejore nuestra vida no será del modo teatral en que lo hace la BNE.

A partir de aquí es puro delirio, acabando con estas conclusiones: “Tu eres el maestro de tu biología: tú controlas tu genética“,”Si no lo crees, adquirirás las creencias de otros“, “Te programas a partir de la Epigenética” y “Somos más poderosos que una máquina genética“. Que “la BNE pretende integrar todas las ciencias” lo consideramos humor… del malo. Podríamos seguir con esta ex-profesora, pero sus fundamentos son lo suficientemente absurdos como para no trillar su extensa (45min) exposición plagada de jerga: incomprensible para su público, absurda para el versado.

¿Lesiones a partir del código genético?

– La segunda charla de la noche correspondió a alguien que conocimos en marzo: Diego J. Campoy. Con esta premisa, ¿qué de nuevo trae Campoy? Pues en teoría contó “¿Para qué nos lesionamos practicando deporte?”.

qmph-blog-bne-stapola-campoy

Si, tras tratar infructuosamente en su charla en Jumilla de explicar por qué alguien se hacía daño levantando un saco (con la subsiguiente incomprensión y carcajadas de su auditorio) se lanzó en Santa Pola a explicar por qué nos hacemos, p.ej., un esguince de tobillo… desde la “perspectiva de la BNE. Con una habilidad comercial de la que carece Lapuente, aunque también tiene el mismo problema con las diapositivas, cargadas de texto ilegible a poca distancia (quizás contribuya a su caos argumental)

Según Campoy, nuestra mente consciente recibe 2000 bits de información por segundo, y nuestro inconsciente 400.000.000.000. Argumento falso y exagerado “pro causa”, del que no hay un solo estudio riguroso (y si múltiples versiones con distintas cantidades de bits), tratando de dar una importancia al inconsciente necesaria para sus postulados.

Al parecer, según Campoy sin BNE no hay sanación, o se sana más despacio. Así que hay que adoctrinar el inconsciente… con las cuatro leyes que no se sabe de dónde salen, pero incluyen el “inconsciente planetario”. Terapia del espejo, manifestaciones bloqueadas del inconsciente… De ciencia, nada.

qmph-blog-bne-stapola-campoy2

Marchando una de “leyes” porque si.

Curioso el inacabable anecdotario de Campoy, siempre tiene alguna cosa personal (como una hipoglucemia) o de otra persona para aderezar sus argumentos. Parece haber sufrido lesiones a nivel jugador de hockey hielo. Ninguna tiene una comprobación científica, pero él las deja caer… raramente alguien le pedirá un informe. Tampoco la de su rodilla. Sin solución de continuidad empieza a lanzar disparatadas relaciones entre dolencias y situaciones emocionales, incluida la importancia de ser zurdo o diestro. Eso si, su nueva forma de pensar es más divertida, aunque tenga la veracidad de los horóscopos. El ejemplo de la persona que se clavó un clavo en el pié… es de risa. Su anécdota del Aikido se la explicamos: si no se hacen bien las caídas, golpeando mal con el pié para amortiguar un golpe, nos podemos hacer daño, sobre todo en el más débil de los dedos: el pequeño. Hay una relación causa-efecto clara entre golpe y dolor… y sin recurrir al inconsciente ni a un bisabuelo.

No sr. Campoy, el subconsciente no se encarga de hacer todas las cosas, por mucho que se empeñe en jugar con la memoria a corto plazo. Y la conclusión de la charla es que nada de lo dicho por él tiene fundamento, y no nos ha aclarado por qué ocurren las lesiones deportivas. Parece que los editores del vídeo no vieron mucho fuste tampoco y cortan a media frase.

Como “bonus track” desvelamos nuestra grabación de su charla en Jumilla (que añadimos también al post que hicimos sobre ella):

Jugando con las emociones

– Y por último, la charla de Natxo Requena García, “coach y experto en bioneuroemoción”. qmph-blog-bne-stapola-requena1Y colaborador en Sinergia Espacio de Salud Integral.  Y creador de SonRetos. Y “alma mater” de “Siente-T”. Arranca con un mensaje repetido, que algo puede haber resonado de lo dicho. Así funcionan los horóscopos y las cartas astrales. Dice que “no hay una verdad absoluta“, a pesar de seguir y recomendar directrices como la “cuarentena” de la BNE.

Y entonces comienza el chantaje emocional. Tratando de mezclar los avances de los tratamientos con una mejora relacionada con decisiones emocionales. Pues va a ser que no Sr. Requena. Tampoco es de recibo argumentar con cosas diferentes para justificar la BNE. “Son sus razones“, dice para apoyar su impulso a las creencias y la irracionalidad.

qmph-blog-bne-stapola-requena2

Naxto Requena, “Siente-T”

Lógicamente el ataque a las emociones tiene efecto y cuando menciona a personas con daños cerebrales recibe un aplauso. Aún no sabemos según él “¿Qué hay detrás de los Daños Cerebrales“? Y entra en lecciones (a pesar de no tener la verdad única), como que nada pasa por nada, que hay que dejarse llevar y experimentar (abandonar la racionalidad, en resumen), dejar de pensar como hasta ahora

Y, de nuevo, ataque emociona, todo dicho con técnicas de comunicación como hablar despacio, pausar el discurso y mirar detenidamente al público para buscar su empatía. Y de nuevo tenemos otras cuatro reglas, que con las cuatro de Campoy y las cinco de Hamer suman 13… genial para no haber una verdad única. A Natxo Requena sus cuatro reglas no le han llegado de casualidad: le han surgido después de leer a Joe Dispenza. Dispenza, quiropráctico, devoto de la Escuela Ramtha de la Iluminación, es otro conocido de las pseudociencias de la new age. Y tampoco ha hecho nada útil por los demás… eso si, deja otros cuatro patrones, disfrazados de escepticismo, para ayudar a vaciar la forma de pensar anterior… y dejar sitio a una nueva.

qmph-blog-bne-stapola-requena3

Espantando la ciencia y el raciocinio.

Pone entonces Requena el ejemplo de su linfoma de manto. Para alguien que propugna seguir el tratamiento médico no es un buen ejemplo a su audiencia decir que no se hizo el autotransplante, independiente de que luego haga un “disclaimer”. Vergonzoso. Vomitivo. Nauseabundo.

Hay una manera” dice quien que hacía un rato comentaba que no hay una verdad única. y los “potenciales”…. “Cerrar los ojos y mirar dentro de vosotros”… “todo es perfecto”… “todo está bien”…”no hace falta nada”…”solo la intención de querer experimentarlo… todo dicho con ese tono de voz y esa lentitud… Son formas de bajar las defensas conscientes. Y la ciencia al final, ausente… y víctima propiciatoria.

PD. Con tanta teoría los tres “ponentes” olvidaron mencionar las “constelaciones”.

qmph-blog-bne-stapola-cierre

Un equipo “pro causa” pseudociencias.

Responsabilidades

Si tenemos en cuenta la jerarquía y su desentendimiento, no podemos excluir la responsabilidad del sr. D. Miguel Zaragoza Fernández, alcalde de Santa Pola (y diputado regional en las Cortes Valencianas). Es responsable de lo que sucede en el ayuntamiento que dirige. De que lo que no funciona sea sustituido. De tener un gabinete de prensa que no contesta. De la opacidad de las áreas regentadas por Francisco J. Martín. De permitir que las pseudociencias, en detrimento de los ciudadanos de Santa Pola, se cuelen en lugares como el Palmeral, la Casa de Cultura o la Bilblioteca.

A todos y cada uno de estos actores les rogamos asuman su responsabilidad.

PS. 2014-08-07 Corregido el dato sobre una salida de la universidad en 2013 de Rocio Lapuente que no sucedió tras hablar con ella directamente.

Actualización 15/06/2015: Interesante artículo de JR Chaves (@kontencioso) sobre la “universidad” Enric Corbera para su pseudociencia “bioneuroemoción”.

Actualización 21/06/2015: Enrique F. Borja desmonta en Cuentos Cuánticos las tergiversaciones de las referencias a la mecánica cuántica de la bioneuroemoción, la biodescodificación, Enric Corbera y otros.

Si lo deseas puedes difundir este artículo a través de

Print Friendly, PDF & Email
1/52/53/54/55/5 (No Ratings Yet)
COMENTARIOS
(Atención: Comentar o suscribirse implica aceptar nuestra política de privacidad.)

2 respuestas

  1. avatar Emilio Molina 05/08/2014 / 22:34

    ¿No hay algún cauce formal dirigido a esas personas al cargo para hacerles llegar el malestar por ese abuso de recursos?

    • avatar admin 06/08/2014 / 00:00

      Vamos a intentar registrar una pregunta para la concejalía correspondiente (para que conste reg. de entrada oficial) para tratar de que informen del coste como organizador del ayuntamiento. Nos consta que recibieron nuestras informaciones previas y las de RedUNE, así que han actuado con conocimiento de lo que estaban haciendo.

Comentarios cerrados.